Era 2013 cuando Netflix comenzó a crear sus propias series originales, buscando lo que todas las empresas de streaming buscan: fidelidad. Y no hay duda de que lo consiguieron, su primera gran obra fue, sin lugar a dudas, House of ...